Roaring Up the Wrong Tree – Celia Kyle

Críticas 0 ★★★★½

Roaring Up the Wrong Tree – Celia Kyle Roaring Up the Wrong Tree de Celia Kyle
      Serie: Grayslake #03
      Editorial: Summerhouse Publishing
            Fecha de Publicación: 2014
            ISBN: 9781936950829
            ASIN: 1500893528
            Páginas/Tamaño: 252
            Formato: eBook
      Genero: Paranormal
            four-half-stars
All Romance   Kindle (Es)  
¿Qué debería hacer Trista cuando se encuentra con un macizo hombre-oso que no sabe si quiere matarla o tirársela?

Mitad-hiena, Trista ha pasado años alternando entre Grayslake, Redby y Boyne Falls. Cuando el Itan de Grayslake -el líder de los hombre-osos de la localidad- ordena una purga de todas las hienas, se encuentra luchando por aferrarse a la precaria vida que se ha creado. Su existencia cuidadosamente construida se ve amenazada aún más cuando un guapísimo hombre-oso entra en su vida y demanda no sólo su corazón, si no también su alma. Ella se lo pensará, aunque no antes de terminar su turno a las siete.

Keen parece un hombre-oso despreocupado y promiscuo, pero eso no se acerca a la verdad. En realidad, su animal interior quiere desbocarse violentamente y matar a la mitad de Grayslake, sólo porque puede. Después de eso, quiere reclamara a la seductora y curvilínea mujer medio-hiena que Keen no puede sacarse de la cabeza. Al animal no le importa que a la mayoría de los osos no les molestaría tomar un filete de hiena para desayunar, comer y cenar. No, la mira a través de los ojos humanos de Keen y sólo ve una cosa: a su compañera.

A la hora de la verdad, Keen tiene que decidir si prefiere mantener a la familia en la que nació o a Trista, la mujer que le hace darse cuenta de que la verdadera felicidad viene de la mano de una exhuberante hiena.

Roaring Up the Wrong Tree es la tercera y de momento última entrega de la serie Grayslake (la cuarta está prevista para finales de noviembre o principios de diciembre), una serie de shapeshifters que gira en torno a los hermanos Abrams, mitad humanos-mitad osos que viven en la ciudad que da título a la serie y cuyos dos primeros libros me han gustado mucho, como podéis comprobar en las críticas de “No ifs, Ands, or Bearst About It” y “All Roar and No Bite”.

“Roaring Up the Wrong Tree” es la preciosa y emocionante historia del cuarto hermano.

 

Keen es el más joven de los hermanos Abrams; la diferencia de edad ha hecho que no tenga una relación cercana con sus hermanos mayores, peor aún, éstos ni siquiera parecen tener muy buena opinión de él. Sin embargo, en los últimos meses, tras haber protegido la vida de su cuñada -durante un enfrentamiento con otros osos y en el que se han visto envueltos lobos y hienas-, y demostrado su conocimiento de la historia y las leyes del clan, Keen ha estado actuando extraoficialmente como El Guardián del clan de Grayslake. Tras ese enfrentamiento, Ty, el mayor de los hermanos y líder del clan, ordenó la expulsión de todas las hienas de la región y cuando se descubre que queda una mujer mitad-humana, mitad-hiena viviendo y trabajando en la zona y que afirma que según las leyes no la pueden echar, Ty ordena a Keen que investigue el asunto.

El momento que Trista lleva meses temiendo, ha llegado. Ahora que los osos conocen su existencia, ¿se limitarán a obligarla a abandonar su vida en la zona o la condenarán a muerte? En teoría y según las leyes, no pueden hacer ninguna de las dos cosas, pero con la mala suerte que está teniendo últimamente, cualquier cosa puede pasar. Sin embargo, cuando Keen Abrams se presenta ante ella, en lugar de odiarla parece admirarla y querer protegerla, llegando incluso a enfrentarse a su familia por defenderla. Aún así, Trista no está segura de poder fiarse de él y una vez que los lobos se implican también en el asunto, puede que ni siquiera Keen pueda salvar su vida.

Su corazón se rompió al ver la humedad acumulándose en sus ojos. Se preguntaba si la mujer lloraba todo el tiempo o si él era el único afortunado que conseguía emocionarla cada vez que hablaba.

La historia de Keen y Trista es la que más me ha gustado hasta ahora de las tres de la serie. En teoría se puede leer de manera independiente pero para entender realmente la animosidad entre osos, lobos y hienas, es mejor haber leído por lo menos el primero.

Si ya os contaba en los dos libros anteriores que una de las cosas que me gustaban era que los personajes estuvieran muy bien desarrollados, en éste más todavía, ya que Celia Kyle dedica más líneas a explicarnos cómo han llegado a ser cómo son, de forma que no sólo comprendamos en todo momento su forma de pensar y actuar pero también que los apreciemos más. La verdad es que en algunos momentos me he emocionado tanto con ellos que he llegado al borde de las lágrimas.

Keen es un personaje que ya me había gustado mucho en los libros anteriores y ahora que le hemos conocido en profundidad, le adoro. Keen tiene 24 años (aquí Kyle ha metido un poco la pata porque en el primer libro nos dijo que tenía apenas 21 y se supone que sólo han pasado 7 meses desde entonces) y lleva casi toda su vida sintiéndose un extraño en su propia familia. Su padre estaba muy ocupado preparando a Ty, el mayor para ser el próximo líder del clan, y entre él y el resto de sus hermanos mayores, Van e Isaac, nunca parecía tener tiempo para Keen. Su adolescencia fue incluso peor que su infancia aunque contaros por que sería revelar más de la cuenta. La parte de su naturaleza que es más oso que humano, es bastante salvaje pero con Trista es increíblemente tierno y además es muy inteligente, guapo y tiene sentido del humor.

La vida de Trista ha sido incluso peor que la de Keen. Ella. Trista Ann Scott. Feliz. Era un concepto tan extraño que le daba miedo despertarse en cualquier momento.
Hija ilegitima del líder las hienas, el clan y la familia legal de su padre la odian. Para mantenerse y poder permanecer en la zona, Trista tiene dos trabajos, uno en cada ciudad y duerme en una tercera, teniendo que moverse de una a otra y estar pendiente de no pasar ni un minuto de más en cada una para no romper las leyes y evitar que puedan obligarla a marcharse. Sabe que la vida que tiene no vale gran cosa, pero es la única que tiene y la que, hasta hace poco, compartía con su madre, su único apoyo y fuente de cariño, quien ha sido asesinada por los lobos hace unos meses. Por puro instinto de supervivencia, Trista conoce las leyes mejor que la mayoría, incluso mejor que Keen.

Lo que ha hecho que me encante la relación entre estos personajes es que Kyle dedica más tiempo a demostrarnos cómo se van conociendo y enamorando. Amarla es la cosa más fácil que he hecho en toda mi vida.
En la mayoría de historias de Shapeshifters (enlace), lo primero que atrae a uno de éstos hacia la protagonista es su parte animal, que reconoce a su pareja pre-destinada inmediatamente, incluso sin conocerse o conociéndose pero cayéndose mal.
Su parte animal es más fuerte que la humana y los sentimientos ya vendrán después (y sí, vienen, que al final y al cabo, no dejan de ser novelas románticas). Una de las cosas que hacen especial a este libro es que, desde el principio, son más importantes los sentimientos que el instinto animal.

Una de las cosas que me gusta de leer series, es re-encontrarme con los personajes de los libros anteriores, como hacemos aquí con Ty y Mía, Van y Lauren, etc. Sin embargo y aunque la parte romántica de “Roaring Up the Wrong Tree” es la que más he disfrutado de toda la serie, justamente es la presencia de Ty y Van lo que me impide darle mayor puntuación a este libro. Los dos se comportan como un par de capullos con su hermano y con Trista y, aunque entiendo en parte el porqué de esa actitud (sólo en parte), me ha dado rabia porque eran dos personajes que en sus propias novelas me habían gustado mucho y aquí ha llegado momentos en que casi les he odiado, especialmente a Van; gracias a Dios acaban redimiéndose pero de verdad que me ha dado una rabia tremenda. Por suerte, la relación de los protagonistas con Mia y Lauren ha sido mucho mejor y a ellas sí ha sido un placer volver a verlas.

Isaac, el tercero de los hermanos, aparece poco y aunque podría tener incluso más motivos que sus hermanos para odiar a las hienas, él no se deja cegar por los prejuicios. En toda la serie a Isaac es al que menos conocemos pero yo llevo desde la primera novela, “No Ifs, Ands or Bears About It” convencida de que la suya tiene que ser una de las historias más interesantes, aunque va a ser difícil superar a Keen y Trista.

A pesar de los momentos de drama y emoción, no todo ha sido aflojarme el lagrimal; cómo es característico de la autora, también ha habido escenas muy divertidas, escenas de lo más sexy y algunas de una increíble tensión y suspense que me hacían imposible soltar el libro ni un segundo. Si es gusta el romance paranormal, es la recomiendo encarecidamente. Venga, tenéis tiempo de leer las tres antes de que llegue “Love At First Roar”, la novela que protanizará Isaac. ¡Yo tengo unas ganas tremendas de su historia!

Roaring Up The Wrong Tree

:::

 

Isabel

Isabel

Nací en el Pais Vasco en junio de 1981, estudié Información y Comercialización Turística pero llevo más de doce años trabajando en el sector del comercio. Adicta a la lectura prácticamente desde que tengo uso de memoria, comencé a escribir artículos y críticas literarias animada por mis amigas.
Mis preferidas son las novelas románticas, me gustan casi todas las temáticas: contemporánea, histórica, paranormal, suspense... aunque también tengo algunas manías.
FacebookGoodreadsTwitterPinterest

  El corazón de un blog late más fuerte con cada comentario que recibe, ¿nos dejas el tuyo?    

Deja un comentario